COMUNICADO: EL ESTADO DE GUATEMALA Y EL GOBIERNO DE OTTO PEREZ MOLINA DEBEN DAR LA CARA

Como desde hace mas de 500 años nuestro territorio ha sido atacado, ultrajado, violentado y asesinado el derecho de los Pueblos originarios, nuestro país no ha sido la excepción, nuevamente el “Estado” de Guatemala, nos da muestra y hace espectáculo de sus mejores conocimientos de represión y y acciones de terror hacia las demandas sociales

Es evidente en el ataque contra las comunidades indígenas hace poco tiempo contra nuestros hermanos de San Rafael las Flores que manifestaron su libre derecho contra la instalación de una Mina en su territorio, ahora nos enluta llenándonos de tristeza, dolor y rabia contra la masacre y atentado contra las acciones pacificas lideradas por dirigentes de los 48 cantones de Totonicapán que su única meta ha actuar era exigir por la única que vía que somos escuchados, los pobres, los oprimidos, invisibilizados y se manifestaron bloqueando las carreteras por el elevado precio de la energía eléctrica, su rechazo a la propuesta de reformas constitucionales y cuyo precio por hacer valer este derecho hoy fue de 8 muertos y decenas de heridos a manos del ejército de Guatemala esto nos remonta a ya hace 60 años y principalmente a los años 80 donde Guatemala callo y solo se podía percibir ese olor salobre y de terror en las calles.

El Presidente de la República, General Otto Pérez Molina, quien es la cabeza del estado y del ejército quien debe hacerse responsable y responder por las muertes de los jóvenes y ancianos conjuntamente con él el Ministro de Defensa, coronel Ulises Noé Anzueto y el Ministro de Gobernación, Teniente Coronel, Mauricio López Bonilla.

El Presidente y los responsables deben dar la cara y no valerse de la excusa sobre la investigación de los hechos y acusar a los soldados que dispararon, porque ellos solo son una herramienta sin mente que solo cumplen ordenes de sus superiores, debe quedar en manos del Ministerio Público y la Comunidad internacional la investigación y persecución de los culpables en todos los estratos del Estado. Es el propio Presidente el que debe poner a disposición de la justicia no solo a los autores materiales e intelectuales.

EL PARLAMENTO DEL PUEBLO XINKA DE GUATEMALA, LAS COMUNIDADES INDIGENAS, ORGANIZACIONES SOCIALES, POLITICAS, EDUCATIVAS Y EN DEFENSA DE LA MADRE TIERRA MANIFIESTAN:

1. La reprobación a la actuación del gobierno, del ejército y de la fuerza policiales del Estado en contra de los hermanos K’iches y la población en general en Totonicapán. Acostumbrado actuar contrainsurgente que se ha manifestado encarar las conflictividades sociales y políticas.

2. Responsabilizamos al Presidente Otto Pérez Molina y los Ministros de la Defensa y Gobernación por la muerte de los manifestantes y decenas de heridos.

3. Exigimos la pronta puesta a disposición de la justicia de los involucrados en la cadena de mando en el desarrollo de estos atentados en contra del Pueblo de Guatemala.

4. Nos unimos a las demandas de los 48 cantones y de los pueblos originarios de Guatemala a la que hoy se suma la demanda de igualdad, justicia y Castigo inexorable contra los actores delas muertes y gastos médicos de los heridos.

5. Nos solidarizamos y unimos la luto Nacional con las familiares de las víctimas y toda la comunidad K’iche de Totonicapán por los actos violentos sufridos.

6. Demandamos respeto y que los ojos del mundo se postren sobre Guatemala, como manifestación de repudio por las muertes y acciones violentas por parte del Gobierno de Guatemala en contra de las solicitudes de un Pueblo que no aguanta más tanta violencia.

7. Hacemos un llamamiento a la unidad y a la lucha a los familiares de las víctimas, a las organizaciones sociales, de derechos humanos e indígenas a que manifestemos nuestro repudio contra estos hechos que violenta el Estado de Derecho Ry la Función Primaria del Estado y del Presidente el Proteger, resguardar y velar por cada ciudadano guatemalteco en y fuera del territorio y a constituirnos en demandantes ante acciones jurídicas que se emprendan para la persecución penal de los ataques y violaciones delinquidas por el Ejército y demás fuerza pública.

NAS MAS MUERTE, DOLOR, REPRESIÓN Y VIOLENCIA PARA GUATEMALA…
QUE EL PASADO NO REGRESE… PORQUE SU HUELLA A SIDO MARCADA CON FUEGO, SANGRE Y DOLOR.

LA NACIÓN XINKA
‘Ura Altepet Xinka
Guatemala, 6 de octubre de 2012

Leave a Reply

Your email address will not be published.